Segurojoven.com - Comparador de seguros de coche y moto contctanos


Una aseguradora indemnizará a un propietario de un coche tras un siniestro por viento

Contra todo pronóstico, a pesar de deberse a los fuertes vientos que azotaron la región de Cantabria en febrero de 2010, la Audiencia Provincial de Cantabria ha condenado a una aseguradora a indemnizar a un cliente cuyo coche fue aplastado al caerle encima el tejado  de la nave donde había aparcado su vehículo.

De nada sirvieron los argumentos esgrimidos por la aseguradora del inmueble en los que alegaba  un “supuesto de fuerza mayor” para eludir la responsabilidad de la indemnización que el propietario exigía después de que su coche fuera gravemente dañado por los escombros, incluso teniendo en cuenta que las rachas de viento superaron los 125 kilómetros por hora.


Coche aplastado


Así, aunque la Audiencia Provincial admite que se trató de un  "viento inusual”, no lo consideró “extraordinario”, pues explica que la “la existencia de vientos fuertes no puede considerarse una fuerza mayor” dado que en el momento en el que se produjo el siniestro se habían previsto fuertes rachas de viento que además son comunes en esta región del norte de España.

El tribunal añade que la intensidad de estas rachas de viento no se consideraron en ningún momento insólitas y que no se alargaron lo suficiente en el tiempo como para que puedan ser calificadas como un suceso de “fuerza mayor”.

Por todo lo anterior, la sentencia ya indica cuál debe ser el procedimiento de la aseguradora, que tendrá que abonar más de 11.000 euros después de que una viga de la nave cayera directamente sobre el automóvil.

No cabe duda de que esta sentencia es ya una excepción, pero que además conviene señalar los precedentes que establece, pues la decisión de este tribunal crea una jurisprudencia que podría ser más que peligrosa para las compañías aseguradoras, sobre todo en aquellas regiones donde el mal tiempo es habitual y se pueden dar más situaciones similares a esta.

Por otro lado, y esto ya podría llegar a ir en contra del cliente, las compañías aseguradoras podrían decidir revisar sus coberturas y precios de pólizas, pues si en una zona donde el tiempo es más desapacible se convierte en costumbre leer este tipo de noticias, podría llegar un momento en el que las aseguradoras vieran reducidos sus beneficios o incluso perdieran dinero.

Se trata de una revisión que ya en algunas regiones españolas se han hecho previamente por la meteorología y por otros motivos, algo que lleva a que en regiones como Galicia, Canarias o Andalucía tengan precios más elevados en sus pólizas de automóvil tanto por meteorología como por otros motivos.



Logo Segurojoven

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y analizar datos de utilización web. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información. X